*** MARZO 2021 ***

Cecilia Miserere

Con una trayectoria que sigue en auge año tras año y cada uno de sus trabajos artísticos súper exitosos, Cecilia Miserere es un ícono referente del universo cultural para niños, adolescentes y familias enteras.

Entre algunas de sus obras musicales más reconocidas se encuentran: Aquel loco elenco, Clac! Una obra de película y Bom, Bim, Bam. Podría citarles muchísimas más pero los invito a conocerla un poco más en esta nota que parte del encierro a la libertad que brinda el hacer arte.

¿Cómo surge la idea de un festival en cuarentena?

El festival surge porque a partir de que empezamos este aislamiento social, preventivo y obligatorio; y, viendo que nuestro medio y los chicos van a ser los últimos que van a salir (fuimos los primeros en entrar a la cuarentena y los últimos que saldremos); entonces quisimos ver la manera (de alguna forma) de poder acompañarlo a este público que ya hace quince años que nos viene acompañando (porque la Compañía Amichis cumple este año). Sería una buena forma festejarlo de esta manera, así que nos lanzamos a la pileta, estuve todo el primer mes viendo cómo pergeñar esto, cómo sería la mejor manera. En fin, y sintiendo como esta misión, este deber de acompañarlos desde la Compañía, convocar en forma de equipo a otras compañías, a otros artistas que también trabajen para chicos. Así que lo convoqué a mi asistente de las obras de Amichis (Nicolás Sorrivas) que es, en este caso, el coordinador general, además de estar en la producción y juntos empezamos a pensar cómo podíamos hacer para lanzar este festival que, por supuesto, sabemos que esto no es teatro, pero es un paréntesis (por eso nosotros le llamamos Entre Acto), hasta que podamos volver a juntarnos en las salas teatrales nuevamente.

¿Los niños crees que son conscientes del panorama actual? 

Los niños son conscientes del panorama actual. No es una normalidad, no es su normalidad a la que están acostumbrados en su día a día. También entiendo que están pasando por momentos difíciles porque no a todos les gusta estar aislados sin poder salir. Hay muchos chicos a los que les gusta estar solos en sus casas, jugar, armarse historias; y a otros que les gusta más pasear, estar con amigos y familias y bueno, esto no parece ser parte de la normalidad en la que están acostumbrados a vivir. Entonces, también, pensando en eso generamos este festival para que por lo menos ese ratitos, esos sábados y después en la semana que queda colgado el video, en vivo, (en la misma página de Facebook) puedan sentirse acompañados, puedan generar historias, puedan estar conectados.

¿De que manera crees que el teatro los puede rescatar?

Creo firmemente que el arte (y, en este caso, el teatro) nos salvará. Lo creí siempre (fuera de esta cuarentena). Creo que el teatro y el arte nos sana. En este caso, mucho más aún. Y esta es otra forma, creo, de reformularnos, también, de cómo lo hacemos habitualmente los artistas. En este caso nos tenemos que reformular que esto no es teatro, claramente, pero es una invitación a ver de qué otra manera podemos generar un hecho teatral, aquí y ahora, desde nuestras casas para nuestro público. Tal vez lleve otro nombre, tal vez en el tiempo pueda perdurar y pueda acompañar a los hechos “aquí y ahora”, en vivo, como lo hacemos habitualmente. Pero sí, confío y creo firmemente en que el teatro nos puede rescatar.

Todos los artistas que participan son de primer nivel. ¿Cómo fue la selección?

Gracias por el elogio. Por supuesto, sí son de primer nivel. Yo soy la Directora del Festival pero esto no es una Curaduría así que llamamos a los artistas que, en principio, tenemos ganas de que estén, que confiamos en su trabajo, que nos gusta muchísimo su trabajo. Artistas con los que nos acompañamos en el día a día durante muchísimos años (ellos en nuestras Compañías, nosotros en las Compañías de ellos), que los hemos visto crecer. Entonces llamamos a los artistas que tenemos ganas de que participen en el festival y, debo decir que, generosamente, sin ninguna pausa, todos nos dijeron que sí, que querían estar, que nos querían acompañar. Ya hemos hecho el día 16 nuestra primera emisión (por así llamarla), nuestro primer encuentro teatral (que salió en vivo por Facebook Live, a las 17.30) donde estuvieron un montón de Compañías, que al toque nos dijeron que sí y empezaron a pensar cosas, desde sus casas, cómo poder generar este hecho teatral, algunos contaron fragmentos de sus obras, otros hicieron algo nuevo, otros cantaron canciones de sus obras; pero todo hecho “aquí y ahora”, desde su casa y con lo que tienen ¿no? Porque no todos tenemos los elementos en casa (los vestuarios, la utilería y, menos, las escenografías de teatro que, ahora, están durmiendo y esperando ser habitadas, nuevamente, en las salas de teatro.

Si pudieras tener la varita mágica para deshacer la pandemia: ¿cómo imaginarías a nuestro país?

Tal vez sé cómo me gustaría imaginarlo: me parece que debería haber un antes y un después, que deberíamos ser otro país -desde el lugar más solidario e imaginable-. Al menos eso es lo que me está pasando en esta cuarentena. Levantar el tubo y llamar a una Compañía o a algún artista diciéndole: ¿Tenés ganas de participar del Festival que es a pulmón? y que me diga que sí, y que sin ningún problema de cartel (de quién va a estar primero, quién segundo), cómo es el festival; confiando en lo que nosotros hacemos hace quince años, nos digan que sí, también, es para mencionar porque es parte de esta solidaridad en que nos vemos inmersos en este momento. Ojalá el regreso nos encuentre de la misma manera (solidarios). Yo creo que sí, que así va a ser. Y, también, ojalá nos dure ¿no?. Porque somos un país que, por ahí, nos vamos olvidando de las cosas, entonces; ojalá esto nos dure en el tiempo y podamos seguir sosteniéndolo. Y ojalá, también, otras disciplinas, otras actividades, otras profesiones, otros oficios puedan encontrar la misma fuente de solidaridad como la que estamos encontrando, al menos los artistas. 

El universo infantil es más feliz. Trabajando hace tanto tiempo con niños y para niños,  ¿qué sentís al respecto?

Este universo infantil que está viviendo esta pandemia (a lo mejor es un pensamiento, un deseo) les llegó en un momento en el que son ellos los que más saben de tecnología, los que más saben de internet, los que más saben de conectarse de esta manera; entonces, creo, que por ahí no sufren tanto como, por ejemplo, un abuelo que le cuesta un montón conectarse vía redes, hacer una videollamada con sus nietos, ponerse delante de la cámara… Toda una situación que hay que empezar a aprender, una cosa nueva con la que creo que se va a tener que empezar a convivir de ahora en más, a lo largo del tiempo. Entonces, los chicos, esto lo saben lunga. Son los que nos enseñan a nosotros. 

Sí, hace muchos años que estamos trabajando para chicos, chicas, adolescentes y familias. Y creo que estamos intentando (al menos es la idea y el deseo) de poder hacer más felices, al menos las tardes de los sábados, poder compartir de esta manera, poder acompañarlos, poder devolverles algo de lo que nos dan, poder perdurar en el tiempo, poder estar presentes, poder contarles y llevarles, pensar juntos esta nueva forma de virtualidad teatral. Es un poco delicada la frase, porque esto no es teatro, es otra cosa. Es un paréntesis. Me gusta llamarlo así.

¿Cuál es el mensaje que quiere dejar este primer festival online para niños?

Lo cierto es que, hoy por hoy, nosotros como Compañía no tenemos otra opción para acercarnos a nuestro público. Sentimos que es lo único que tenemos. Ese es el motivo por el cual tenemos ganas de estar, de estar presentes, de dar el sí y acompañar. A veces cuando a los actores nos piden los espectáculos filmados decimos: miralo pero fijate que no es lo mismo que estar adentro de una sala. Hay que verlo en vivo. Y bueno, esto es más o menos lo mismo. Realmente no es lo mismo. 

Una frase que me gusta decir en esta cuarentena: “es algo que se acerca a, por lo menos, mantener la llama prendida”.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Equipo: Cecilia Miserere (Directora), Nicolás Sorrivas e Iván Repicio 
(con su productora Matcha), Martín Palladino y Agustín Adesso.

Mariela Verónica Gagliardi

Soledad Pérez TranmarSoledad Pérez Tranmar es bailarina de danza clásica, contemporánea, con una trayectoria para deleitarse, habiendo estudiado en Alemania y Argentina, entre otros. Es profesora de danza, coreógrafa e intérprete y formó parte de espectáculos como: Línea de tiempo, Redirigida, Esta, El Barco; por citar algunos de sus últimos trabajos.

Actualmente está a cargo de la Gestión, dirección artística y curaduría de la Casa del Bicentenario junto a Jimena García Blaya y Valeria Martínez.

Este gran trío artístico junto un equipo conformado por artistas muy talentosos, se aventuraron en lanzar el FIDE y adaptarlo al formato digital, al menos mientras dure este aislamiento social obligatorio.

Me encantan los festivales porque se respira un aire a familia, a lazos, al compartir con conocidos y desconocidos. En esta oportunidad y por ahora el Festival de Danza Emergente será de manera virtual. 

¿Cuándo comenzaste a gestar el festival y cómo tuviste que adaptarlo a la plataforma on line?

El FIDE (Festival Internacional de Danza Emergente), que se va a realizar en la Ciudad de Buenos Aires, vía internet; en un principio, este festival iba a ser de manera presencial y era el resultado de un proyecto arduo de trabajo, de gestión y (como desde marzo se determinó este aislamiento social necesario) tuvimos que tomar una determinación.

La Productora de este proyecto es Jimena García Olaya (artista y gestora) junto a Valeria Martínez (convocada por Jimena) para que trabajemos juntas las tres en esta nueva edición 2020.

Tuvimos que convocar a los artistas para preguntarles si querían participar igual y ver cómo adaptar a la plataforma on line el festival (que sigue siendo un desafío). La cuestión de presentar una obra que en realidad está hecha para ser vista en vivo eso, obviamente, no podía ser. Es decir, no íbamos a poner el registro de cámara fija que normalmente mandan los artistas a las convocatorias, no es tampoco video-danza, no es cine… entonces, lo que propusimos fue que ellos hablaran de sus propias obras -de una manera casera, de algo que es posible de hacer y que, sobre todo lo pudieran disfrutar sin ningún tipo de exigencia artística-.

Las decisiones fueron tomadas en un tiempo muy acotado, nos acompañamos todos nosotros con los invitados (un acompañamiento importante, desde todo punto de vista). Todos los festivales tienen que ver con el encuentro, con conocer gente. Es algo festivo en que se vinculan los trabajadores de la danza, de la cultura y que eso, pueda seguir sucediendo en el futuro. Crear redes, de contención, en ese sentido. Lo interesante es, también, llevar esto más allá del festival. 

El objeto virtual es un medio interesante (pero nosotros nos resistimos a que sea el único, por más que ahora sí es el único) pero lo nuestro es presencial. Hay acciones del festival que son muy interesantes como, por ejemplo, el encuentro de gestores-artistas del país y, también, del exterior; junto con los creadores para poder crear esos lazos tan importantes y ese conocimiento de lo que está sucediendo del norte del país, sur, este, oeste; y, también, afuera. Compartir eso: cómo es el trabajo, cómo es el entorno donde estás, qué proyectos tenés a futuro (con la pandemia incluida), qué imaginás, qué pensamientos hay. También, es posible, hacer conferencias, encuentros entre artistas (por Instagram, por Youtube). 

Lo que nosotros queríamos era que el festival se hiciera (a través de internet), y que, aunque sea se mostrara que ese festival era el que no pudo ser pero el que es ahora.

¿Cuáles son las áreas y formatos de la danza que podremos disfrutar del 11 al 16 de mayo? 

Va a haber una grilla con todas las actividades que se va a producir del 11 al 16 de mayo. Son muchas las performances que se van a ver. Si bien el artista habla de su obra, lo hace de una manera performática. Otros han tratado de hacer una experiencia concreta de lo que es su obra (a través de internet). Por ejemplo: un grupo utilizó el Zoom para bailar y mostrar esa coreografía escénica. 

Hay muchos artistas fantásticos, de Bahía Blanca, Mendoza, Buenos Aires, Uruguay, Brasil, España, Colombia. También va a haber un discurso que se va a llamar “Materia crítica” (conformado por investigadoras y teóricas que van a intervenir desde la palabra. Va a haber citas nocturnas, encuentros virtuales con invitados sorpresa (a través de Instagram), etc.

¿Como organizadora del FIDE qué sentís al crear arte en medio de la cuarentena? ¿Podrías decir que es como el yin y yang?

Habría que preguntarle a los artistas que han hecho sobre sus trabajos una nueva mirada, con una restricción grande que es sí o sí a través de internet. 

Te puedo decir que es para mí, en estos momentos, estar en esta situación de organizar, coordinar, acompañar (como están mis compañeras Jimena y Valeria, en distintas áreas) me obliga a pensar que tengo que hacer algo para otros y eso a mí me pone mucha pila; sobre todo para artistas que están aislados como yo y escuchando lo que les pasa (y lo que me pasa a mí) me permite estar en comunicación con otras personas, en vínculos, en saber de las otras vidas, empatizar.

Pensamos en la situación de urgencia en el colectivo de la danza, de la cultura, de los que viven (sobre todo) de dar clases. Vemos acciones muy concretas como, por ejemplo, que están juntando comida para colegas. Y, en general, lo que se visibiliza (porque esta es una situación impensada) es lo frágil que es vivir del arte y de la danza. No tenemos sindicato que nos proteja, también el tema de la jubilación… Son muchas cosas que faltan y está bueno ir trabajando todos juntos con los gobiernos para proyectar esto también. Y, ahora, en la urgencia, es comida ahora, es ahora.

¿Qué podrías transmitirle a la gente sobre esta gran oportunidad de ser parte del Festival desde su casa?

Invito al público a ver otra cosa en internet (si bien está sobresaturado de información, de materiales, de contenidos); a una posibilidad de estar, de ver primero trabajos preciosos, a artistas increíbles. Ver el deseo, ver las ganas, estar con otros que puedan también sensibilizarnos (desde los sentidos), a pesar de la pantalla (cómo se puede materializar algo de esa pantalla). Y, desde el festival, tenemos unos contenidos y propuestas desde lo personal (porque lo que queremos es que se vean personas). No artificio en sí, más que la computadora, el celular. Es un festival personal, de las personas. 

¿Es posible crear un sub-mundo que nos rescate del caos reinante?

Sí. Podría ser sub-mundo, podría ser en realidad visualizar más este mundo. ¿Por qué pasa esto? ¿Por qué estamos en esta situación? ¿Por qué hay tanta desigualdad? O sea, que estas situaciones límites donde la restricción es evidente, obliga (de alguna manera) a mirar otras cosas. Entonces, si esos pueden ser sub-mundos: son sub-mundos. Cómo ampliar esa mirada. Yo creo que es un trabajo, desde muchas áreas, de lo que es el Estado, el Gobierno, los artistas, las personas. Nosotros laburamos muchos y nos hacemos pelota el cuerpo. Es mucho laburo no reconocido. La danza es como la relegada de las artes. Bailás. “¿Y de qué trabajás?”. Todavía esa frase existe. Por eso se dice: “Yo bailo, yo trabajo”. Son frases muy importantes.

Mariela Verónica Gagliardi

Sacco-y-Vanzetti_1500x500-01

Gacetilla:

Las actas del juicio, los interrogatorios, los alegatos, las cartas de Vanzetti y las de Sacco, e innumerables escritos documentales, periodísticos y de ficción sobre el caso, fueron el punto de partida de Mauricio Kartún: “…Desde allí -explicaba el dramaturgo cuando la obra se estrenó, en octubre de 1992- fue mi propia mirada sobre esos materiales la que reconstruyó el proceso y le dio nueva forma. Con ese envión trabajé la partitura. Iluminado por la novela de Howard Fast, deslumbrado por la lucidez de los pensadores libertarios, y conmovido por la cantidad de notas y estudios que nos aportaron las bibliotecas anarquistas. De esta manera compuse -hice la dramaturgia- de este nuevo Sacco y Vanzetti. Compuse, insisto, ya que fuera del tratamiento argumental de algunas escenas, no hay en la obra ficción propiamente dicha, sino composición dramática de situaciones auténticas, y de textos documentales que descubro más conmovedores y expresivos que cualquier trama al respecto“.

Alentados por el sueño de la prosperidad en América, a principios del siglo XX, Nicola Sacco y Bartolomeo Vanzzetti llegaron a Estados Unidos como tantos otros italianos. Zapatero uno, vendedor de pescado el otro, se conocieron en los alrededores de Boston y vivían humildemente soportando las condiciones laborales que imponía el sistema norteamericano en aquellos tiempos sobre todo a los inmigrantes. Pensando en reivindicaciones se unieron a un grupo anarquista. El 15 de abril de 1920 fueron encarcelados, acusados de asesinato y robo a mano armada.
Durante el juicio no se aportaron pruebas contundentes que los inculpara, sin embargo fueron condenados a morir en la silla eléctrica. La sentencia generó protestas de grandes sectores sociales y el aplazamiento de la ejecución varias veces, pero el 23 de agosto de 1927 se hizo efectiva en Massachusetts. Cincuenta años después, Mitchell S. Dukakis, entonces gobernador de ese Estado, rehabilitó la memoria de los dos italianos y reconoció formalmente que Sacco y Vanzetti eran inocentes.

Con (por orden de aparición):
Fabián Vena, Walter Quiroz, Magela Zanotta, Maia Francia, Ricardo Díaz Mourelle, Jorge D’Elía, Luis Ziembrowski, Cristina Fernández, Daniel Toppino, Gustavo Pardi, Horacio Roca, Agustín Rittano
Reemplazos en gira: Luis Ziembrowski por Alfredo Zenobi y Magela Zanotta por Monina Bonelli

Músicos:
Paula Pomeraniec (cello y voz), Daniel Gilardi (bajo, percusión y voz), Matías Grinberg (guitarra, bajo y flauta), Gaspar Scabuzzo (piano, acordeón, voz y preparación vocal)

Voz en Off: Horacio Peña

Asistencia de dirección: Matías López Stordeur 

Producción TNC: Santiago Carranza
Fotografía: Gustavo Gorrini / Mauricio Caceres
Diseño gráfico: Verónica Duh / Ana Dulce Collados 

Iluminación: Pedro Zambrelli
Vestuario: Mini Zuccheri
Escenografía: Nicolás Nanni

Música original y dirección musical: Gabriel Senanes   

Dirección: Mariano Dossena

Cándida dá

A las 17 hs. Cascaja (Teatro)

Gacetilla:

Balbuceando teatro propone esta “experiencia payasa-literaria”, nueva modalidad escénica con instancias de participación activa para disfrutar y reflexionar sobre el poder de los libros y la lectura.  La payasa Cándida junto al cantautor Mariano Medina, presentan este espectáculo alejado de los relatos convencionales, para compartir con chicos y grandes. En esta ocasión el lenguaje del clown se  mezcla con textos de María Teresa Andruetto, libros absurdos y canciones creadas por el propio Medina junto a Laura Devetach. En escena: Cándida Dá, Alejandra Toledo y Mariano Medina. Con música de Mariano Medina,  y escenografía, vestuario y objetos  de  Anna Cubeiro. La realización de vestuario es de  Carolina Argañaraz y Ma. Del Carmen Gil Solá. La Iluminación  de Cecilia Astini.

Trailer

Una brujita
Gacetilla:
“Una brujita con valores”. Comedia Musical infantil que promueve valores como la solidaridad, la bondad, el compañerismo, la humildad, la empatía, el esfuerzo y la creatividad, entre otros.Había una vez una bruja. La del cuento de Hansel y Gretel, que se queda sin empleo. Mediante hechizos maléficos y sin esfuerzo, intenta obtener un nuevo empleo. Esto, por supuesto no le da resultado. Unos buenos muñecos serán los encargados de guiarla y acompañarla para cambiar su forma de ser. Y le ofrecen contratarla para dar u show con la condición que deje de ser una bruja y vanidosa y se convierta en una bruja buena y con buenos modales. ¿Podrán encontrar en el duro corazón de esta bruja valores que enriquezcan su vida para siempre?
Idea: Paula Vázquez
Actúan: Gabriela Cairo, Rocìo Gottfied, Keyra Giselle Marcos, Cesar Ramirez, Brenda Sanchez
Dirección general: Paula Vázquez
Clasificaciones: Musical infantil
Domingo, Lunes, Martes, Miércoles, Jueves, Viernes y Sábado – 16:00 hs – Hasta el 03/05/2020
Transmisión por streaming.

Corporacion Cultural Quilicura´s

Gacetilla:

Esta es la historia de un patio contada y cantada por tres niños que ahí juegan mientras descubren la vida y crecen. Tres hermanos aventureros viajando por su jardín, de día y de noche, por encima y por debajo de la tierra. Una expedición que los enfrentará a la magia del ciclo de la vida.

Maderas, vasos, bolsas, luces y otros objetos se van transformando en escena en distintos personajes que acompañan ese tránsito.

Tum es la tercera obra que la compañía Teatro de Ocasión estrena para la primera infancia, después de Una mañanita partí… y El viaje redondo. Acá decidieron ampliar los temas que tradicionalmente abordan los montajes para niños de hasta 6 años. “Hablamos de la vida y la muerte y no es lo más usual tratar ese tema en una obra para los más chicos. Hay muchos tabúes alrededor de la muerte y el desafío ha sido abordarlo desde un lado luminoso y universal, de una manera natural, con un poco de misterio y misticismo”, cuenta Tita Iacobelli, directora de la obra.

La compañía suele trabajar con directores invitados, como Tita, para ” experimentar y avanzar hacia lugares que no conocemos y que se nos hacen atractivos”, cuenta Fernanda Carrasco, actriz del grupo, conocida también por haber sido parte de la banda La Mano Ajena.

El montaje fue creado en una residencia de la compañía en GAM.

Intérpretes: María Fernanda Carrasco, César Espinoza, Álvaro Sáez.
Dirección: Tita Iacobelli.
Teatro Infantil.
Viernes – 12:00 hs y 18:00 hs – 24/04/2020

LOGO SABOR A TEATRO

Desde hace un mes que, desde Sabor A Teatro, estamos difundiendo las propuestas artísticas, mayormente de artes escénicas (por Instagram y Facebook).

De a poco vamos a seguir subiendo las obras de teatro, recitales y demás por aquí también pero, gracias a la vida; la cultura no se corta ni con una cuarentena y agradecemos a los artistas que se pudieron ir organizando para que nada nos frene.

Son momentos difíciles para todos pero sepamos que, muy pronto, vamos a volver a vernos en persona. Mientras tanto, unamos nuestras fuerzas, solidaridad y compromiso -virtualmente- para que nadie decaiga.

Quien desee puede colaborar (en la gorra virtual):

https://servicio.mercadolibre.com.ar/MLA-851080723-difusion-de-contenidos-culturales-y-artisticos-por-redes-_JM

Besos para todos y sepan que la difusión no es solo para CABA como pusimos en el aviso (pedía ingresar una localidad y no el país completo) sino para toda Argentina y si desean sumarse más países nos pasan sus contenidos.

Atte. Equipo Sabor A Teatro

frutasyverduras

En tiempos del coronavirus, de la información y del generador eléctrico por los medios masivos de comunicación, pensé en vos. Carlos Wimmer es naturópata, un gran investigador de la medicina y una persona tan humilde al momento de compartir información que dan ganas de leerlo en un diario en sus redes sociales. 

¿Qué sentimientos pueden tener el oído a los médicos y periodistas en la televisión, hablando de este virus? 

La verdad que no sé si reírme o llorar; porque las barbaridades que se escuchan son de no creer. Comenzando por los medios masivos de desinformación que, por un lado, hablan de mantener la calma y, por el otro, te hablan de proyecciones nefastas, o cuántos más se contagiaron o cuántas personas más murieron, ¡en vez de hablar de las que felizmente se recuperaron!

Y por otro, el más lamentable es el escuchar a los “expertos” justamente hablando de que lo peor no llegó, y haciendo basadas en nariz: ¡qué tipo de cálculo hacen! Si escuchás bien las explicaciones que pretenden dar, resulta que toman como base el hecho de considerarnos a todos, como víctimas indefensas, ¡esperando cuándo nos va a tocar a nosotros! Obvio, algo extremadamente importante, y que cambia toda la ecuación, y es el “factor inmunológico de cada persona”.

¿Qué le sugerís a las personas que pueden hacer para que su sistema inmunológico tenga defensas? 

Nadie habla del papel fundamental que cumple nuestro sistema inmune -parecería que se olvidaron de lo que existe- y cumple una función fundamental, que es el mantenimiento del equilibrio u homeóstasis inmune, ¡que siempre ha sido así y ha estado siéndolo!

Fijate que en EE.UU el Dr Faucci, infectólogo reconocido, y médico consejero del presidente Trump, acaba de publicar en la revista médica The New England Journal of Medicine, serias fallas en sus propias proyecciones de fatalidad del Covid 19, debido a que el número de personas asintomáticas, esta creciente, ¡lo que cambia completamente la ecuación!

Y, en general, como siempre digo, solo se escuchan “expertos en enfermedades”, con todo lo que eso implica, miedo, angustia, incertidumbre, que pueden ser factores que bloquean en contra de nuestro sitio web; y por el contrario no se escuchan a profesionales hablando desde el concepto de salud, y qué podemos hacer cada uno de nosotros, para ayudar a fortalecernos, ¡además de las medidas generales que se dan!

¿Podrías describir qué es un virus y cómo es el efecto que produce al ingresar en un organismo con defensas altas? 

Los virus (¿virus o exosomas?)son partículas de ácidos nucleicos, envueltos en una cápsula, de naturaleza proteica denominada “cápside”.

Ahora, en realidad desde la biología, no está bien definido exactamente qué son, porque existen en el límite entre los seres vivos y los compuestos químicos. Ahora bien, tanto los virus como las bacterias y los microorganismos en general, forman parte de la familia de microorganismos: ¡Que forman parte de la pirámide biológica de la vida!

Es más, nuestro organismo cuenta con una cantidad de virus, que tienen diversas funciones fisiológicas en el organismo, y ese conjunto de virus se denomina Viroma.

Esto ha sido detectado por el Estudio Microbioma Humano, y como virus, bacterias y otros microorganismos viven en estado de “simbiosis” contribuyendo a mantener el equilibrio de los sistemas orgánicos.

Existe un falso concepto que la medicina oficial está diseminando entre las personas que es la falsa teoría del contagio. Y es que hay que diferenciar entre “portadores sanos” que todos lo somos, ya que como expliqué: nuestro organismo está colonizado por billones de estos bichos, que superan entre 10 a 25 veces la cantidad de células humanas, ¡siendo la cantidad de las mismas en el orden de los 100 billones de células humanas!

Y todo este viroma está perfectamente controlado por el trabajo de nuestro desarrollado y sofisticado sistema inmune, el cual depende directamente de un factor de primer orden y que brilla por su ausencia, sobre todo en los medios de desinformación masiva, ¡y es la ALIMENTACIÓN!

¿Cuál es la importancia de la alimentación? 

¡La relación entre la alimentación y el sistema inmune, está harto demostrada!

Hipócrates, el padre de la medicina, pronunció su famosa e irrebatible frase “que tu alimento sea tu medicina” y, también, “todas las enfermedades provienen del intestino”.

El estudio del Proyecto Microbioma Humano, un estudio internacional que duró 5 años (2008-2012), en el que participaron 250 profesionales de 80 países, demostraron y ratificaron la afirmación de Hipócrates: que todas las enfermedades vienen del intestino.

¡La gente, en su gran mayoría, desconoce que el 80% del sistema inmunitario se encuentra en el sistema digestivo! Y, ¿por qué? Porque la salud o la enfermedad entran por la boca.

Esto es tan asiático, que existen libros médicos dedicados al tema de la Inmunonutrición.

Además, se demostró que la microbiota intestinal y la alimentación, se influyen mutuamente. Es decir, según el tipo de alimentos que una persona consume, la microbiota va a recitar en forma diferente.

El lumen intestinal, está protegido por una membrana impermeable que está reforzada por sustancias inmunológicas que se encuentran como producto de la fermentación de los alimentos vegetales, como el ácido butírico, además de otros compuestos derivados de la acción de la microbiota intestinal.

La mayoría de los alimentos que ayudan a reforzar las defensas inmunes, provienen del reino vegetal. La dieta convencional, donde abundan y se consumen alta cantidad de proteínas animales, generan las condiciones para el desequilibrio de la microbiota y la proliferación de patógenos, por alteración del medio interno-el terreno orgánico, que es justamente lo que mayoritariamente consume la gente.

Por eso da mucha bronca que los “expertos” que llenan la pantalla de los programas de TV, especialmente los noticieros, y salvo alguna excepción, ninguna mención al factor inmune y su relación directa con la alimentación, imitando a las personas que pueden tener una acción directa para protegerse y ayudarse, y no ser sólo meros agentes pasivos, condenados a ser víctimas de un “virus maléfico” que quiere hacernos daño.

Los alimentos más recomendados para el sistema inmune son: los cítricos, en general, las cebollas, ajos, zanahorias, papas, brócoli, albahaca, puerros, manzanas, morrones (por nombrar solo algunos) y condimentos como la cúrcuma, el ajo, el jengibre, orégano, tomillo.

Muchos te deben tener como referencia del veganismo y es que, acaso, ¿existe otro tipo de alimentación más sana? 

Aquí llegamos al punto fundamental, en cuanto al cuidado de la salud, y que es el tema alimentario.

¿Y por qué es fundamental? Porque el 80% de nuestro sistema inmune se encuentra en el aparato digestivo. ¿Cómo? Sí, en el sistema digestivo y está íntimamente relacionado con nuestra microbiota intestinal, la cual determina el tipo de alimentos que una persona puede consumir, y puede ser modificado con el cambio de alimentación.

El Estudio Microbioma Humano, constituye un hito en la historia de las investigaciones médicas-biológicas, porque descubrió un Universo totalmente desconocido por la medicina oficial establecida, ¡y que está cambiando las lavas de la misma!

El tracto digestivo está cubierto por una membrana especial conformada por una serie de proteínas integradas que forman una malla de contención, que impiden el paso de elementos tóxicos o inconvenientes a la circulación sistémica.

Cuando esta malla comienza a debilitarse, comienza a alterar, posiblemente, que elementos indeseables se filtren. Esto se conoce como Permeabilidad intestinal y se demostró que esta es la causa que hace prácticamente todas las llamadas enfermedades, tengan su origen en el sistema digestivo.

Esta malla está constituida por una serie de elementos que confieren la capacidad de frenar y retener, por ejemplo, a los microorganismos que intentan atravesar la membrana de contención; una de esas sustancias protectoras son una serie de ácidos, que se producen a partir de la fermentación de alimentos vegetales, y se conocen como ácidos grasos de cadena corta, como el acetato, butirato y propanoico, los que a su vez se relacionan con los tipos o phylums de microorganismos que forman la microbiota intestinal.

De estos grupos, el más o uno de los más importantes es el perteneciente al grupo de las Bifidobacterias, y que son las primeras en colonizar el tracto digestivo del recién nacido, a través de la lactancia materna.

Ahora bien, el cuerpo humano tiene la capacidad de controlar y corregir pequeñas fallas que normalmente se producen, de ahí que no deje de asombrarnos.

Por ejemplo, normalmente, se producen pequeñas “fugas” de los productos indeseables-toxinas y que el organismo tiene la facilidad de neutralizarlo mediante el accionar de elementos defensivos, que conforman el sistema inmune.

Todos los días nuestro organismo se enfrenta a la tarea de neutralizar y eliminar los productos tóxicos que se filtran. ¿Y por qué esto es así? ¿Por qué se producen diversas filtraciones?

¡Porque los sistemas biológicos se retroalimenta! Es decir, necesitan ser estimulados por mantener y perfeccionar su mecanismo de acción, en este caso, del sistema inmune y desintoxicante, ya que órgano o sistema que deja de cumplir su función, se atrofia.

¡Y esta es una ley de oro en la biología y medicina!

Por eso, el sistema inmune debe desde chico aprender a distribuir lo bueno de lo que perjudica.

Además, el sistema inmune tiene una gran variedad de recursos que permite dar una respuesta satisfactoria cuando el organismo se ve agredido.

Pero, para que este sistema pueda responder, es necesario proporcionarle el “combustible” adecuado para poder responder correctamente.

Si analizamos lo que la gente “consume normalmente” vamos a ver que su inmensa mayoría lo hace con productos que son potencialmente peligrosos para la salud, como el consumo de proteínas animales de todo tipo, azúcares y harinas refinadas, productos industrializados, y un largo etc que producen un estado de estrés en el sistema defensivo, hasta que en algún momento se llega al estado de AGOTAMIENTO, y que representa la última etapa de estrés-alarma, resistencia y agotamiento.

A eso hay que sumarle la intoxicación generada por la gran cantidad de medicamentos que la gente consume (por motus propio o por indicación médica) para tratar de controlar y/o suprimir los desequilibrios generados por años de haber consumido alimentos inadecuados y que, salvo honrosas afectadas, el sistema médico oficial desconoce o se desentiende.

Ahora, con el “problema actual” que nos toca vivir, ningún medio de desinformación toca el tema del papel fundamental del sistema inmune y de su estrecha dependencia con la alimentación.

Para completar el tema alimentario, los alimentos más necesarios para fortalecer y mantener el sistema inmune, son principalmente de origen vegetal, ya que los mismos procesan procesos de fermentación, a partir de cualesquiera que sean los ácidos grasos de cadena corta; mientras que los alimentos de origen animal procesos de putrefacción.

Hay un precepto fundamental en medicina natural, o naturopatía, y es que nunca debe adaptarse el paciente al tratamiento, sino el tratamiento a condiciones y necesidades del paciente. Y eso es fundamental cuando a la alimentación nos referimos.

Yo recomiendo la alimentación basada en plantada (especialmente la vegana) pero hecha a conciencia, integral y si es orgánica mejor.

Ahora, dentro de la alimentación basada en plantas, hay también modelos diferentes, como la crudívora, frutariana, macrobiótica, vegana, etc.

Hay algo que debe tenerse presente y es que la microbiota intestinal es tan personal como la huella digital, por lo que no hay dos personas que tengan la misma composición, lo que nos indica que tampoco se puede recomendar la misma dieta a todo el mundo.

Hay personas que por lo expuesto, no pueden llevar una dieta totalmente cruda, porque su microbiota no está adaptada, por lo que la alimentación debe acondicionarse a sus características. No tener presente este principio fundamental puede generar muchos tractores en la salud o el fracaso de esta elección alimentaria.

Pero, no cabe dudas, que una alimentación basada en plantas es la que corresponde a nuestra fisiología y la mejor garantía de salud, siempre practicada a conciencia.

En realidad, es como siempre digo: nunca se debe adaptar el paciente o la filosofía personal del profesional, sino que se adapta la terapéutica a las características del paciente y, sobre todo, en una cuestión alimentaria ¡incluso dentro de la natural!

Es como ya lo expliqué, en un principio, por la microbiota intestinal, ya a medida que uno va a cambiar su alimentación, cambia la composición de mi microbiota.

Hay personas que pueden comer casi todo crudo, y hay otras que no; todo es cuestión de escuchar y entender el mensaje de nuestro cuerpo y de no COMPETIR para ver quién es más vegano, vegetariano, naturista, etc.

Lo que se busca es el desarrollo y mantenimiento de lo más valioso que tenemos, que es nuestra salud.

Y, también, tener conciencia de que no se trata de modismos pasajeros, sino de la herramienta y el vehículo que nos permite disfrutar lo mejor posible de la vida, porque sin salud, todo lo demás, no cuenta.

Mariela Verónica Gagliardi

Maxi Legnani

Mañana domingo estaremos de estreno por Instagram. Sí, así les digo. Por eso entrevisté a Maxi Legnani (uno de los organizadores de Leer en casa) para preguntarle sobre este proyecto, en medio de todo el caos que se está viviendo a nivel mundial.

¿Cómo se ponen de acuerdo con Juan Parodi para generar esta movida de lecturas por streaming?

Esto empezó de una manera inesperada, a partir de una inquietud -un twit en el que yo arrobé, el jueves, a varias personas del mundo artístico, diciéndoles: ya que los músicos están haciendo todo lo que están haciendo, ¿por qué actores y directores no hacen algo? Y ahí nos empezamos a hablar con varios (fundamentalmente con Juan Parodi) y empezamos a armar esto que va a tener una primera edición mañana, va a tener otra el 24 de marzo (súper especial por esa fecha) y otras lecturas por delante. 

¿Hasta hace dos meses atrás podrías haber imaginado una situación como la que se está viviendo?

Obviamente que nadie pudo haber imaginado esto, salvo alguien que estudie en China, pero esto fue subestimado hasta por Europa y Estados Unidos (por eso están como están). Así que tratamos de darle una alternativa a esta ausencia de teatro que es como lo que creemos que es fundamental. 

¿El arte y la cultura realmente sanan y salvan?

Sí. Yo creo que sanan y salvan, absolutamente. Sin arte… y más en estas situaciones, que son de impacto, de ruptura y de llamamiento a la reflexión… el arte nos ilumina, nos impulsa, nos sostiene, nos energiza, nos permite conectarnos con algo de nosotros mismos que es superador, que es inspirador y que, a veces, nos sostiene. Creo que esto para los que lo van a hacer, necesitan seguir expresando, como para el público; puede ser una herramienta desde la gratuidad y desde el casi pleno acceso para todo el mundo (que tenga internet y cuenta de instagram). Una herramienta de encuentro. 

¿Cómo te imaginás el después del virus respecto del mundo artístico? ¿Podés visualizar qué cosas modificarías desde tu lugar?

Las cosas que yo creo que habría que modificar son las que tienen que ver con las desigualdades. Este virus es un virus igualitario -decía bien hoy Eduardo Aliverti en su editorial-; y creo que lo que propone es que hay que hacer un mundo más igualitario donde nos podamos encontrar con las cosas fundamentales y no con las distractoras. Es decir, que el arte tenga más preeminencia a la que tiene el consumo, por ejemplo. El encuentro y el poder estar con el otro, más que los likes y los seguidores, etc. 

¿Tener la oportunidad de crear te permite estar en este momento un poco más abstraído y a salvo? 

Sentir a salvo, sentirnos vivos (yo soy poeta además de periodista). Por más que yo trabajo todos los días en radio y televisión (que ahora a la tele estoy yendo alternativamente, un día sí y un día no), esto me dio una alegría, una energía y entusiasmo que les pasa a todos los que van a participar. 

Ya quiero que sea domingo para disfrutar de tantos talentos. ¿Ya tienen algún cronograma sobre futuras lecturas?

El 24 de marzo van a leer artistas impresionantes como: Osmar Nuñez, Claudio Tolcachir, Mirta Busnelli, Joaquín Furriel; así que se prepara algo maravilloso. Y nos gusta, también, que esta edición tenga una gran presencia femenina (casi absoluta, casi un 90 por ciento); y toda la gente que va a leer es gente que merece que uno la escuche durante horas y horas. 

Me gustaría agradecer a cada uno de los artistas (además de a Juan Parodi, que es compañero de trabajo, a Analía Sánchez que trabaja con la prensa, y a Pablo Shiff que colabora con cosas técnicas) por el compromiso y la generosidad. Les quiero agradecer porque es un gesto humano y ciudadano hermoso. 

Mariela Verónica Gagliardi

 

miprimeramorfueunacereza

Autoría: Cristina Merelli

Actúan: Gerardo Schwartzman

Dirección: Cristina Merelli

Duración: 60 minutos

Clasificaciones: Teatro, Adultos

CASA DE LA HISTORIA Y LA CULTURA DEL BICENTENARIO EVA DUARTE DE PERÓN

General Roca 644 – El Bolsón – Río Negro

Argentina

Entrada: $ 250,00 – Miércoles – 22:00 hs – Hasta el 26/02/2020

Nube de etiquetas