*** Octubre 2017 ***

Él es actor y, actualmente, se dedica al género Stand up. El Complejo La Plaza es su segundo hogar y le va genial en todas sus presentaciones. Tiene varias obras en cartel, con temáticas diferentes pero que toman a la pareja como eje central.

¿Qué cosas tenés en cuenta a la hora de crear un monólogo?

La identificación personal. Tratar temas que la gente sienta que también le pasan.

El stand up, ¿te permite improvisar más que otros géneros de la actuación? ¿Por qué?

En realidad el género que me permite improvisar más es, justamente, el de la improvisación. Con la impro lo que logro es que cada vez que digo el monólogo tenga la frescura de la primera vez.

¿Considerás que cada función es diferente y única?

Sí. Nunca una función es igual a la otra. La comunión entre actor- espectador es algo mágico que es siempre diferente en cada función.

¿Sentís que la temática te elige a vos o vos a ella?

Estoy en una época en que quiero ser lo más libre posible a la hora de hablar o crear. Trato de dejarme llevar. Es parte de la evolución del artista.

En “Suegra”, jugás mucho con el humor negro y la ironía. ¿Crees que ambas cosas son necesarias en la vida de una persona?

Y sí. La gente que logra reírse de las cosas de la vida, que no son tan amenas, supera mucho más rápido esos probelmas y sale adelante más rapido que las personas que se abrazan al dolor.

Cuando empezás uno de tus shows, ¿qué sensaciones invaden tu cuerpo al ver a los espectadores?

La misma que el primer día. Una mariposa en el estómago de “Uh!, qué pasara?!”. El día que no pase más eso, veré qué hago.

Tu nuevo espectáculo se llama “Convivencia”. ¿Ir a verlo sería como haber superado los traumas del nivel anterior (“Suegra”) o posterior?

(Risas). Ponele. No, pero, no lo escribí pensando así. Es el show que con más libertad me expresé. Me dejé llevar artísticamente como nunca. No me importó nada.

Como hombre, ¿qué consejo podrías darnos respecto a nuestro rol de nueras?

El luchar por dejar que los de afuera invadan las pareja. Los mandatos familiares son muy fueretes y luchar para que eso no entre en el medio es muy bueno.

¿Qué lugar ocupa la adrenalina en tu vida?

Todo. Sin eso, ya fue.

¿Tenés pensado algún tema relacionado al divorcio?

En “Convivencia”, hay un personaje que es un divorciado; ya creo que con eso es suficiente. Seguramente mi próximo show no tendrá que ver con la vida cotidiana en pareja. Se viene algo más absurdo y bizarro próximamente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: